Receta: Puding de chia y caqui

¿Por qué esta receta?

  1. La chía:

Ya hemos visto que el consumo de proteinas animales debe ser mínimo, y si lo ingerimos que sea prinicpalmente con el pescado pero nunca con la carne.  A mi madre le gusta muy poco el pescado así que es necesario centrarse en fuentes vegetales de proteinas.

Además, junto con el lino, es un alimento rico en Omega 3 que es importante ahora mismo por que el omega 3 se transforma en unos ácidos (los palabrejos son sahexaenocio (DHA) y eicosapentaenocio (EPA) ) que son antinflamatorios  y anticoagulantes e impedirán el  crecimiento descontrolado de las céluclas cancerígenas y lo buenísimo que lo difernecia de otros elementos ricos en omega 3, es que su valor de los omega 6 es menor. Una explicación más detallada de  la imprtancia del alto Omega 3 y bajo Omega 6 la daré en el primer post de Apuntes para que podáis comprender un poco mejor la necesidad de introducir alimentos antinflamatorios

Además la chia no contiene gluten, que también nos favorece.

2. El caqui o pérsimo.

Aprovechando que es una fruta que la gusta a mi madre, sus ventajas para el cáncer so:

Rico en vitamina A: Buena para los huesos, cosa que nos interesa por que la metástasis ha afectado principalmente al sistema oseo

Rico en vitamina C: Interviene también en el crecimiento de los huesos y a la resistencia del cuerpo a las infecciones. Una vez se empiece con al quimio el sistema inmunológico se ve bastante mermado, así que no está mal darle un empujón desde la alimentación.

Contiene catequizas, que es de la familia de los flavanoides y tiene propiedades anti inflamatorias (y otra vez!)

Tieen ácido betulínico que es un compuesto antitumoral

Además es rica en antioxidantes por que ayudar a netrualizar los radicales libre  (en el post de Apuntes también hablaré de los radicales libres). Los palabros que hacen que el caqui sea rico en antioxidante  por si tenéis curiosidad son: el beta caroteno, licopen, luteína, zeazantina y criptoxantina.

¿Cuándo tomarla?

Esta receta se puede tomar de desayuno, a media tarde si le apetece algo dulce, o si se siente sin energía.

Ingredientes:

  • 2 cucharadas soperas de semillas de Chía
  • Leche de almendras: lo suficientes para cubrir las semillas de chía y un poquito más, por que las semillas absorveran el líquido y al echarle el chorrito  de más se quedará jugosito. La leche de almendras se puede sustituir por agua y/o leche de coco.
  • 1 caqui

Procedimiento:

La noche de antes se pone en remojo la semillas de chía con la leche de almendras en un taper que se cierra y se mete a la nevera.

Cuando se quiera tomar, se saca de la nevera, se le añade más leche si lo queremos con un poquito de sopita y si nos gusta espesito lo dejamos como está.

Cortamos el pérsimo y lo ponemos encima del puding de la chía.

Tans sencillo como eso.

Aquí el vídeo del paso a paso:

XXXXXXXXXXXXXXX

A.

 

 

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s